La calle con la loma más berraca del mundo está en Nueva Zelanda según el libro Guinness.

La calle con la loma más berraca del mundo está en Nueva Zelanda según el libro Guinness.

Los accidentes geográficos son elevaciones y depresiones de terreno que evitan que la gente decida fundar un poblado o ciudad sobre ellas, pero hay ocasiones en que el ser humano ignora y construye, en Panamá tenemos muchas lomas pobladas, desde San Miguelito, el cerro Ancón y hasta las laderas de Chiriquí, pero nada tan exagerado como lo que vamos a enseñarles. Es una calle especial en Nueva Zelanda, si…por allá cerca de Australia para que no se pierdan. Les enseñaremos en imágenes lo exagerada de esa calle llamada Baldwin street, en la ciudad de Dunedin y que está registrada en el libro Guinness de los récords por tener la pendiente más inclinada del mundo con un desnivel total del 35%.

Sobre la calle

La calle está en un suburbio residencial cuyo nombre se nos olvidará, pero en sí la calle Baldwin mide en total 350 metros de largo y tiene desniveles de entre 19 y 21 grados en pendiente. Empieza arriba donde está la manito roja, y termina abajo donde está la manito verde.

La Loma

Nadie puede contra la loma de Baldwin, lo que ven aquí nadie lo sube al Facebook por pena, no se puede hacer jogging, la misma empinación no deja, así que sólo puedes caminarla, porque sí te la tiras de Rocky Balboa, un resbalón y quién para ese bulto en caída libre. Y los manes que la quieren subir con Montañera. ¡Qué va! Ni poniéndole llantitas para que los pelaitos aprendan a manejar la suben, porque la bicicleta pierde fuerza y se les va de lado, pero un don sí se la subió entera e hizo un récord…

El bombero canadiense retirado Rudy Pospisil la subió manteniendo el récord de 3:49:24 (minutos). Y también tiene el récord de haberse tirado completa las 90 millas australianas, que es el camino estrecho más largo de Australia, se tiró 146 kilometros en 5:1.20 , un camino polvoriento y desértico tan caliente como los calzoncillos del diablo.

…para los losers como yo, lo más recomendablemente y seguro es subirla al estilo del hombre araña.

Y como la loma es indomable, ya hay pelaitos inventando subírsela saltando en pogo. Buena vaina, y la cajita felíz de McDonald’s se lo patrocina.

Subirla en Carro

Ni se diga de los turistas vidagenas. Hasta hacen tours disque pa’ ve la vaina desde arriba, tomarse selfies y decir que estaban ahí. Lo bueno es que como precaución se les recomienda no ir con el estómago lleno, no por el vértigo, sino porque el cinturón apreta’o a la bajada les va a exprimir los batidos y hamburguesas que se habrían tomado antes de subir.

Todo el residente de Baldwin que tenga carro debe tener muy buen revisado, salir de los garajes despacito, no andar acelerando en bajada, menos cuando llueve y tener los discos de freno benos y el de mano funcionando cuchillo sino quieren rodar loma abajo como armadillo.

Las casas

Demencia tomarse fotos así. El que no sabe va a pensar que va a sentarse en la tasa de cagar como los astronautas en el apolo 13. Que al bañarse hay que enjabonarse en una esquina del baño donde cae el chorro, o que los muebles hay que clavarlos al suelo y que amaneces durmiendo en el suelo.

Puro cuadro de película Polstergeist, disque los espíritus te comen la casa. Por otro lado menos mal que allá la gente vive cool, respeta y no hay maliantes, sino imagínense los modelos de verjas para alejar ladrones. Además en estas casas cualquiera da un saltito y cae dentro de tu patio.

Ser vidagena en Baldwin Street y tener que mirar para afuera no es cosa que se pueda disfrutar, porque no te enteras bien de lo que están haciendo tus vecinos de arriba. Esto es frustrante para el vidagena promedio en mi Panamá.

La carrera de Jaffas

Para que vean que no querían un sólo récord Guinness, en esa loma cada año en tiempos fuera del colegio, junio, se celebra la feria del chocolate y existe una carrera de Jaffas. Los Jaffas son caramelos que fabrica Cadbury’s allá en Australia. Se hace para recaudar fondos para vainas benéficas, y el año pasado recaudaron $73,000 billetes. Para el asunto se tiran desde arriba 30,000 caramelos para verlos correr y no es esa simple pendejada lo que pone contentos a los Neozelandeses, sino que los caramelos llevan estampado el número de los participantes que contribuyeron a la causa y los primeros en llegar ganan premios. Ah…los Jaffas saben a naranja con chocolate, eso sí me pone contento.

Y ahí va esa vaina. El año pasado tuvieron problemas y pasaron el festival a Agosto porque las inundaciones estaban jodiendo la realización del evento; imagino la resbaladera que se iba a formar. Lo que tienen que hacer es derramar caramelo líquido y echarse loma abajo como en un parque acuático, así hasta yo voy pa´llá. Miren el siguiente videito para que se sientan pritty.

Y como en todas partes la juventud es ocurrente los chiquillos Neozelandeces tienen más pelotas que los lapecillos que se avientan con cartones del Administration Building y se la bajan soplados en bicicleta y en ruedas calientes, si se acuerdan de esos triciclos.

Otra demencia más. A la calle tuvieron que ponerle cemento porque en tiempos de calor se daban cuenta que el asfalto se derretía cuesta abajo. Y para evitar confusiones el libro Guinness le dio el récord porque aunque hayan otras calles más empinadas, esta es la única que en línea recta tiene este nivel de forma constante y por más longitud. Sin más que decir que compartan esta aguebazón para que otra pipul la tripée. Hablamos así en estilo ridículo en este artículo, porque otras páginas quieren postearnos, pero no se puede porque por mala leche escribimos así de feo, chao gente.

4023 Visitas 2 Hoy
¿Qué cara pusiste leyendo este post?
  • Fascinated
  • Happy
  • Sad
  • Angry
  • Bored
  • Afraid
Si te gustó el post y sentiste algo bonito ¡Compártelo! 🙂Share on Facebook
Facebook
42

Si tienes algo que decir, comenta, nosotros sí leemos tu opinión...

comentarios

Top