¿Son las pinturas que parecen foto lo mejor del arte?

¿Son las pinturas que parecen foto lo mejor del arte?

En un mundo tan entrelazado de conceptos como lo es el del arte hay que saber discernir el valor de las obras de arte para no estar equivocados, sino caemos en absolutismos y nos perdemos del placer de entender por qué en el arte hay diferentes apreciaciones y es mejor aprender para no sentirnos engañados. Vamos a hablar del hiperrealismo, para facilitar la comprensión de qué es hiperrealismo y que no es hiperrealismo sin complicarnos mucho, así que aquí les va la definición del arte hiperrealista para dummies.

¿Qué es hiperrealismo?

Es la técnica en pintura que usa el artista para pintar imagenes sobre superficies, sea lienzo u otro soporte generalmente en formatos grandes para representar la realidad de la manera más fiel posible, hasta llegar al extremo de imitar la fotografía en su apariencia, tomando como origen la guía de una fotografía para realizar su obra.

Lo que le impresiona a la gente del Hiperrealismo

El hiperrealismo es abordado desde dos perspectivas, desde la persona que sin conocimiento observa una pintura hiperrealista y la impresión que le deja le impacta porque lo que ve es tan parecido a la realidad que le conmociona. Pero existe otra valoración, la de los estudiosos del arte de forma profesional y con multitud de conocimientos. Y ocurre que en el ámbito mismo del arte, se valoran las obras artísticas y el talento desde otra perspectiva.

Las personas que no conocen sobre arte, ovasionan la primera impresión que provoca el arte hiperrealista en ellos, la maravilla que produce la técnica en sí, al escudriñar con los ojos la minuciosa coherencia de detalles que una pintura hiperrealista contiene; sobre todo guiados por la impresión de calidad, limpieza y fidelidad asombrosa en las pinturas hiperrealistas con una fotografía.

Desde esta perspectiva se entiende que las personas comparen este arte contra los otros estilos o formas de pintar un cuadro, sean cuadros realista, impresionista o del expresionismo y el arte abstracto las cuales son otras formas de pintar y estilos. Esto ocurre porque las personas piensan que el hiperrealismo; por el acabado de la obra es la técnica para pintar más dificil de lograr, lo que es totalmente falso. Por lo tanto tomamos en consideración que las otras técnicas de los demás artistas usan para pintar no la conoce el observador desinformado; y por no saber aplica la vara baja a todo el resto del mundo del arte como inferior y se les perdona, por eso les explicaremos porqué los demás artes son tan o más difícil de crear que el de las pinturas que parecen fotos.

Retrato realista, impresionista, expresionista y Arte Abstracto

Como ven estos son los otros estilos de arte. El retrato; que se afianzó en el siglo XV, el impresionismo, a principio del siglo pasado, al mismo tiempo que el expresionismo y por último el arte abstracto. Explicaremos el valor del hiperrealismo, pero primero algo de la historia del arte antes de que existiese el hiperrealismo, para entender por qué existe hoy día este estilo de pintar.

La pintura antes del hiperrealismo, vayamos al siglo XV

Pinturas del siglo XV (15) y sus detalles

Desde que los artistas inventaron pintar sobre tela, madera o pared en el siglo XV ellos intentaron recrear la realidad con pintura y el retrato fue la más atendida forma de hacer pintura en esos tiempos, debido a que había que pintar a personas importantes de la política o la milicia.

Detalle de la ropa en autoretrato, de Alberto Durero, 1498

Motivos como la ropa, los atuendos, los encajes, las armaduras se convirtieron para los pintores del medievo en los motivos que le exigirían elevar en la pintura el nivel de detalle. De toda esta depurada interpretación en esos tiempos fiel a la imagen se derivo la pintura del retrato realista. no existía la fotografía, estas eran las verdaderas fotografías para aquel mundo, como quien dice; sus selfies.

El retrato realista perduró desde entonces evolucionando y recreando detalles con minuciosidad hasta entrado el siglo XX y aquellas pinturas tenían una calidad cercana a la fotografía sin parecer fotografía debido a que eran visibles las marcas de las brochas y pinceles a vista de ojo; he aquí la línea que separa el hiperrealismo creado a mediado de 1960 del realismo que venía especializándose desde el origen del retrato; en el hiperrealismo se evita arduamente dejar rastros de pinceles en las obras.

Retrato de pintura realista del pintor Ruso Vladimir Volegov, los trazos de los pinceles presentes y las texturas hacen más humana y emocional la apreciación de su arte.

El retrato realista moderno y la pintura realista; o sea los que se pintan actualmente son comúnmente confundidos con el hiperrealismo porque ambos guardan fiel detalle a la representación de los sujetos y su textura. Pero la gran diferencia entre el hiperrealismo y el realismo es que el realismo es libre, las imagenes pueden ser parecidas o imaginarias y abarca gran gama de temáticas que incluyen desde ideas personales, sociales y políticas como medio de expresión, ramificando en el surrealismo, mientras; el arte hiperrealista está en otro terreno que explicaremos a continuación con sus propias auto-limitaciones.

José Manuel Cajal, Gran Vía. Hiperrealismo.

Para crear arte hiperrealista el artista busca dos acabados. El acabado altamente fiel a la fotografía el cual es el fotorealismo, que depende siempre y por obligación de la fotografía, como en la foto de arriba.

El segundo acabado hiperrealista también fotográfico, es el que busca el agrandamiento del detalle tomando los sujetos u objetos ampliandolos a un tamaño macro para -como si nuestra vista fuese una lupa- apreciar sus detalles e inmercionarnos en su propia atmósfera a ojo de insecto; artes que por regla se elaboran usando lienzos de gran tamaño. Característica de este hiperrealismo es que se pueden alterar los colores para producir mejor impacto cromático que la foto original.

Desventajas respecto a la originalidad e imaginación del hiperrealismo

El problema con el hiperrealismo no esta en la técnica, sino en como se construye y eligen los sujetos. Aquel ensimismamiento y posesión de una imagen. Lo que nos lleva a su mayor desventaja, no comunica emociones diversas e imaginarias como la pintura realista y sus derivados. El correr por las superficies perfectas en detalle y hacer oda a la definición visual de objetos no comunica algún espíritu humano, sino la exposición trucosa de detalles para sustraerle el protagonismo a la realidad. No existen cuestionamientos y la mente no viaja a contextos imaginarios, la realidad se estanca de forma duplicada en una pintura hiperrealista.

El arte hiperrealista nace exclusivamente de una fotografía y es calcada directamente sobre el lienzo o soporte. A diferencia de la pintura realista; en el proceso de crearse y consumarse se necesita de estudios previos para determinar como podría impactar, resaltar, mejorar su apariencia, cambiar detalles y hacer evidente la mente creativa tras la mano que pinta.

El buen realismo obliga al no hiperrealismo

Obra realista comúnmente confundida con hiperrealismo del pintor Serge Marshennikov, que vista de cerca tiene muchos trazos de pincel.

En pintura hiperrealista los matices y tonos son algo fácil de replicar bajo la guía de la fotografía, lo valorable en el hiperralismo es la capacidad de concentración del hiperrealista, porque es capaz de almacenar cual forma matemática el control de matices constantes y mantener mentalizados los leves cambios para copiar la fotografía.

Pintura hiperrealista bien elaborada, pero con un intento de incluirle un diseño sobre la piel de la espalda, mal representado en contornos e iluminación que resultaron antinaturales y sin simetría.

Cuando un pintor hiperrealista joven que se mantiene creando bajo el mismo método técnico del hiperrealismo se sale de este campo para improvisar y ejecuta obras a la libre aparecen carencias, como tonos incorrectos, sombras y luces fuera de dirección y mala anatomía en general. Y su trabajo queda al nivel de ejecución de un pintor promedio, lo mismo ocurre con los dibujantes a lápices de color también hiperrealistas.

Que expresa el hiperrealista en su obra

Antonio Carzola – A new begining.

La simbología de esta obra en boca del autor, el niño, su hijo; -“Mira el mar y es como si mírase la vida. Como una nueva oportunidad de vivir lo que hemos vivído”. Esta es la más objetable debilidad profesional y es otra desventaja, ya que el artista, al no incluir elementos propios en la composición no puede ir más allá de la enunciación de que su arte es igual a la fotografía y todo lo que expresare explicando la obra o su trabajo se basará absolutamente en la fotografía de la cual se originó, con conceptos proporcionados por su observación.

El hiperrealismo es la técnica más difícil del arte de la pintura.

Catherine Chauloux , artista cuyas inspiraciones son la fantasía y lo onírico. Galería con sus obras. LINK

Con la anterior ilustración de Catherine Chauloux derribamos aquel mito por el cual la gente se convence fácilmente sobre la genialidad del hiperrealismo. Su técnica es tradicional y su uso del proceso creativo y la imaginación prueba ser algo de lo que carece el hiperrealismo, y es esto lo que hace a los artistas ser únicos y excepcionales, ya que en las obras que no son hiperrealistas cada pequeña cosa, detalle, luz, colores y formas son pensados e imaginados para en conjunto crear emociones y sentimientos que no existían.

La fantasía, el surrealismo y demás vertientes transforman la realidad usando diferentes técnicas de pintura para lograr el objetivo que se quiere expresar.  Todo esto conlleva un camino con un trabajo sobrepensado con sus ejercicios, que en resumen son una labor de muchas capas con procesos más difíciles -desde su concepción prima- en contraste con el arte hiperrealista per sé.

Con esta valoración, algo personal, pero con base real de toda la retrospectiva técnica del arte, que atrae siglos de evolución y que primogenizaron aquellos artistas del pasado cuyo interés fue reproducir y proyectar la captura de las imagenes mediando las emociones más humanas vamos cerrando este artículo, cuya intención era entender la propuesta del hiperrealismo como arte; así que esperamos haber enriquecido de conceptos los ojos de aquel observador incauto del arte, chao, saludos y sigan apreciando el arte.

Ah…para terminar les dejo con dos intentos de hiperrealismo que creé, uno en digital en 2005 y el otro en lápices de colores 2015. En estas dos técnicas el hiperrealismo resulta muy fácil de replicar, sólo hay que ser observador y tener paciencia. Ahora sí, chao!

415 Visitas 4 Hoy
¿Qué cara pusiste leyendo este post?
  • Fascinated
  • Happy
  • Sad
  • Angry
  • Bored
  • Afraid
Si te gustó el post y sentiste algo bonito ¡Compártelo! 🙂Share on Facebook
Facebook
14

Si tienes algo que decir, comenta, nosotros sí leemos tu opinión...

comentarios

Tagged
Top